‘Soy agente de la CIA’: Dice el secretario de la presidenta Yanine Áñez en Bolivia en entrevista con The New Yorker

La Paz / 9 de abril de 2020 El periodista estadounidense Jon Lee Anderson visitó el país para escribir un reportaje publicado en la prestigiosa revista The New Yorker, titulado “La caída de Evo Morales”. Cuando se refiere a la entrevista con la presidenta Jeanine Áñez, habla del secretario privado de ésta, Érick Foronda, que se presenta como “agente de la CIA”.

“Cuando Áñez y su séquito llegaron, un soldado y un guardaespaldas vestido de civil asumieron posiciones de protección” en el Palacio Quemado de la plaza Murillo, cuenta Anderson en el texto.

«Uno detrás de ella, el otro junto a una ventana que daba sobre la plaza. Un hombre de traje se presentó como Érick Foronda, secretario privado de Áñez. Cuando señalé que me parece conocido, declaró con afectada seriedad: ‘Debe ser porque soy agente de la CIA’”, complementa el periodista.

“Foronda había sido asesor de la embajada estadounidense en La Paz.

“Durante los primeros dos años del gobierno de (Donald) Trump, Foronda vivió en Washington. Ahora, los aliados de Morales señalan que su presencia en el palacio es indiscutible evidencia de que Estados Unidos ha respaldado el golpe. En enero, Radio Habana Cuba emitió una noticia titulada ‘Secretario privado de Áñez vela por la subordinación de Bolivia a EEUU’”, complementa la publicación de The New Yorker. “A pesar de que la historia estaba plagada de afirmaciones inverosímiles —sugería que Estados Unidos había forzado la salida de Morales para quedarse con el suministro de litio de Bolivia— el gobierno de Áñez ha sido desvergonzadamente derechista”.

Y Anderson expone algunas razones para ello. “(Áñez) expulsó con celeridad a diplomáticos venezolanos y médicos cubanos, acusándolos de financiar a las masas de simpatizantes de Morales. El primer mandatario que felicitó a Áñez por su presidencia fue el líder derechista de Brasil, Jair Bolsonaro; el segundo fue Donald Trump. (En Estados Unidos, algunos políticos de izquierda como Bernie Sanders y Alexandria Ocasio-Cortez denunciaron lo que consideraban un golpe de Estado)”. Aparte, en el reportaje Áñez afirma: “Si ser una mujer de fe me califica como ultraderechista, entonces debo ser ultraderechista”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *